Bueno días, amigos y amigas:

Quiero expresarles la más cordial bienvenida a este Foro “Legislación en No-Discriminación”, el cual estamos desarrollando gracias al proyecto “Fortalecimiento institucional en Políticas Públicas inclusivas” financiado por el Reino de los Países Bajos e implementado a través de la Federación Argentina LGBT y la Dirección de Políticas Integrales en Diversidad Sexual, del Gobierno de Argentina.

Es importante tener presente que la inclusión social implica una labor constante, cotidiana y consiente:

  • En primer lugar implica comprender que históricamente se ha construido esquemas fundados en la noción de desigualdad sobre la base de elementos como el sexo, la edad, origen étnico, orientación sexual, identidad de género, expresión de género, la discapacidad, entre muchos otros elementos que han sido establecidos culturalmente como factores relevantes para establecer el valor de las personas, deshumanizándoles gravemente.

En razón de estos esquemas, varios sectores de la sociedad han visto limitado u obstaculizado el acceso al goce pleno de sus derechos, y además han sido víctimas de actos atroces, crueles e inhumanos.

  • En segundo lugar, es imprescindible asumir la urgencia de avanzar la instalación de capacidades para erradicar prácticas discriminatorias a todos los niveles, pero en concreto en el personal del servicio público, de ahí que sea estratégico generar institucionalidad.

 

Desde el año 2009, El Salvador ha dado muestras de tener este compromiso, con la creación de la Secretaría de Inclusión Social se han dirigido acciones tales como generación de cifras oficiales en materia de derechos de grupos especiales, desarrollo de procesos formativos en derechos humanos, género y no discriminación, hemos orientado y asesorado la formulación, implementación y evaluación de políticas institucionales inclusivas.

Finalmente, juega un rol de suma importancia la generación de marcos normativos específicos; es por ello nuestro interés y principal motivación para llevar a cabo este foro, con lo cual esperamos contribuir a la reflexión sobre la importancia de asumir un compromiso con erradicar toda forma de discriminación.

Asimismo, esperamos que al conocer la experiencia y buenas prácticas de Argentina, podamos emprender como país nuestro propio proceso para generar una legislación que facilite identificar y sancionar la discriminación, que puedan instalarse procesos formativos y dirigir acciones a todos los niveles para crear una cultura de respeto e inclusión.

Cada quien tenemos que reconocer que es nuestra responsabilidad crear entornos de respeto en todos los ámbitos de nuestra vida, por lo que quiero instarles a que defiendan los logros obtenidos como país en materia de inclusión social, de manera que se pueda llegar más lejos.

También que conviertan la noción de igualdad en una disciplina de vida, en una práctica cotidiana de entender y respetar la diversidad.

Por último, que procuren que a todos los niveles se formulen e impulsen buenas prácticas que fortalezcan la inclusión, democracia y justicia.

Finalmente deseo agradecer el valioso apoyo del:

  • Reino de los Países Bajos,
  • de la Federación Argentina LGBT (Lesbianas, Gays, Bisexuales y Trasn),
  • y de la Dirección General de Políticas Integrales de Diversidad Sexual del Ministerio de Justicia y Derechos Humanos de la República de Argentina

Muchas gracias.