Muy Buenos días:

Queridas amigas, amigos, invitadas e invitados especiales, amigos y amigas de la prensa.

 

En junio del año 2016 con mucha alegría y optimismo la Secretaría de Inclusión Social, Bandesal y Onu Mujeres, firmamos un Convenio de cooperación a través del cual nos comprometimos a emprender un proyecto piloto en Ciudad Mujer Morazán y Usulután, para desarrollar un programa de créditos inclusivo dirigido a mujeres emprendedoras y microempresarias apoyadas por Ciudad Mujer, llamado Fondo Mujer.

 

Esta novedosa modalidad de inclusión financiera contó con el apoyo de la  Cooperación Italiana, a quienes quiero agradecer por confiar en nosotras y por hacer este sueño una realidad que ha beneficiado a cientos de mujeres de los Departamentos de Morazán y Usulután; mujeres que por múltiples razones, propias de la realidad, que viven las mujeres, en condiciones adversas, no hubieran podido acceder un crédito para iniciar un negocio, sin la existencia de Fondo Mujer.

 

Para ninguna de nosotras es desconocido que la realidad de las mujeres en El Salvador es muy compleja, sobre todo cuando se trata del control de los recursos y las finanzas, por ello no es casual que al referirse a la pobreza, en primera instancia se piense en las mujeres y particularmente mujeres de las zonas rurales, o que residen en zonas urbanas de alto riesgo social.

 

Lo paradójico de esta realidad, es que la típica argumentación sobre las razones de la pobreza -de porque las mujeres son pobres-  en general están relacionadas con la falta de recursos económicos, la falta de educación, salud, vivienda, empleo, alimentación adecuada y ahora, se suma la violencia social y de género como un factor que también determina la situación y calidad de vida de las mujeres y las familias en general.

 

Por ello creamos el Programa Ciudad Mujer, para abrir oportunidades que contribuyan a superar estos obstáculos y  generar condiciones de desarrollo para las mujeres.

 

De manera particular, me quiero referir a Fondo Mujer, creado en el año 2016 para contribuir al empoderamiento vital de las mujeres, facilitando las condiciones de acceso al crédito como un mecanismo para el desarrollo integral de sus vidas.

Fondo Mujer ha logrado eliminar los obstáculos que no permiten que las mujeres accedan a crédito:

  • Flexibiliza el requisito de garantías y fiadores,
  • No condiciona el crédito a la zona de vivienda catalogada de alto riesgo,
  • Amplia el rango de edad hasta 72 años,
  • ofrece un fondo de garantía y el interés a pagar es del 10% anual.

 

En dos años de operación de Fondo Mujer, se han colocado 200 créditos y la mejor noticia de esta colocación, es haber logrado 0% de mora, es decir, que las mujeres que han adquirido crédito han honrado su deuda de manera puntual.

 

El éxito de Fondo Mujer no hubiera sido posible sin el apoyo y gestión de BANDESAL, nuestro socio estratégico, y de manera particular quiero reconocer y agradecer el compromiso de su Presidenta la Licenciada Melida Mancia, quien ha puesto todo su empeño para que Fondo Mujer logre los resultados esperados.

 

En este marco, queremos anunciar con mucha alegría, que a partir de este mes de noviembre del año en curso, ampliaremos Fondo Mujer en las 6 sedes de Ciudad Mujer, gracias al apoyo financiero de la Unión Europea y Luxemburgo.

 

Nuestro objetivo es contribuir en la construcción de una sociedad equitativa e incluyente para las mujeres emprendedoras y microempresarias en condiciones de vulnerabilidad y riesgo, generando oportunidades de financiamiento a través de Fondo Mujer.

 

Es importante mencionar, que las ventanillas serán operadas por BANDESAL y ofrecerán servicios de información, tramitología para créditos y procesos formativos en educación financiera.

 

De igual forma, CONAMYPE ofrecerá asistencia técnica empresarial para la elaboración de los perfiles o planes de negocios, así como la asesoría necesaria para que la actividad emprendedora logre los resultados deseados.

 

Con la apertura de las nuevas 4 ventanillas de Fondo Mujer, en Ciudad Mujer San Miguel, San Martín, Lourdes Colón y Santa Ana,  continuamos la ruta hacia una nueva historia financiera para las mujeres, en la cual el horizonte es conquistar su autonomía económica y con ella, su desarrollo en el ámbito personal, familiar y ciudadano.

 

Finalmente, quiero reiterar nuestros agradecimientos a la Cooperación Italiana, Onu Mujeres, Unión Europea y Luxemburgo por confiar y creer en las mujeres de El Salvador.

 

Invito a las mujeres emprendedoras y microempresarias a que se acerquen a Ciudad Mujer para conocer los beneficios de Fondo Mujer; porque cuando una mujer avanza, avanza su familia y avanza el país.

 

Muchas gracias!