Miércoles, 31 de agosto de 2016. El Gobierno de El Salvador, con el objetivo de continuar con el proceso de reparación a las víctimas de graves violaciones a sus derechos humanos y a sus familiares producidas durante el pasado conflicto armado, y cumpliendo las obligaciones del Estado salvadoreño de garantizar los derechos humanos, lanza este día el programa de Transferencia Monetaria a las víctimas y sus familiares.

Con el evento presidido por el Presidente de la República, Salvador Sánchez Cerén; el Viceministro de Relaciones Exteriores, Carlos Alfredo Castaneda Magaña; la Secretaria de Inclusión Social, Vanda Pignato; la presidenta del FISDL, Gladis de Serpas, la Procuraduría para la Defensa de los Derechos Humanos, representantes de las víctimas, y más de 2 mil personas participantes del Programa, dio inicio el proceso de reparación económica a las víctimas y sus familias, establecido en el Decreto Ejecutivo 204.

El Decreto 204 creó el programa de reparación a las víctimas de graves violaciones a sus derechos humanos y a sus familias, y contempla distintos mecanismos de resarcimiento que incluyen medidas de dignificación, acceso a salud, educación y seguridad alimentaria, reconocimiento de la verdad; peticiones de perdón, mecanismos compensatorios económicos, y la ejecución de acciones que garanticen que estos hechos jamás vuelvan a suceder.

El mandatario elogió el trabajo de la Secretaría de Inclusión Social (SIS), liderado por la Dra. Vanda Pignato,  por su papel protagónico en la creación de este Programa con el cual el Gobierno de El Salvador, a través del Fondo de Inversión Social para el Desarrollo Local (FISDL), dará cobertura a 134 municipios del país en los cuales se han identificado un total de 6 mil 235 personas víctimas y sus familias potenciales participantes del Programa. Esta acción constituye para el Gobierno de El Salvador un reconocimiento a las violaciones de derechos y su voluntad de contribuir a la reparación mediante una compensación económica estatal.

El Gobierno de El Salvador reconoce que la transferencia monetaria es un apoyo económico simbólico dirigido a las víctimas y sus familias, el cual tendrá un carácter contínuo. Esta consiste en una asignación mensual, según las siguientes características:

  • Entrega de USD $50 a la  persona víctima, mayor de 55 años.
  • Entrega de USD $15 a la  persona víctima, menor de 55 años.
  • Entrega adicional, de USD $15 a familia de la persona víctima hasta con 3 hijas o hijos menores de 5 años.
  • Entrega adicional, de USD $20 a familia de la persona víctima con más de 3 hijas o hijos menores de 5 años.
  • Entrega adicional, de USD $15 a la  familia de la persona víctima hasta con 3 hijas o hijos entre los 5 y 16 años que no hayan cursado sexto grado.
  • Entrega adicional, de USD $20 a la  familia de la persona víctima con más de 3 hijas o hijos entre los 5 y 16 años que no hayan cursado sexto grado.
  • Entrega de USD $20 a la  familia de la persona víctima que reúnan las circunstancias concurrentes.

La implementación de la transferencia monetaria estará regida por una Guía Operativa aprobada por el FISDL que establece los criterios de elegibilidad de las personas participantes, las cuales han sido seleccionadas por las distintas organizaciones civiles representativas de las víctimas. La transferencia contará con un mecanismo de monitoreo y evaluación que permita detectar problemas y subsanarlos de manera oportuna, asegurando que se obtengan los resultados esperados.

Previo a Lanzamiento oficial del Programa, el FISDL en coordinación con la SIS, el Ministerio de Relaciones Exteriores -MIREX-, la Dirección General de Estadísticas y Censos -DIGESTYC- y las organizaciones civiles que agrupan a la víctimas y sus familiares desarrollaron un total de 11 Asambleas de Incorporación, en las que las personas participantes convocadas firmaron de manera voluntaria su convenio, en el que se establece la transferencia que recibirán.

Entre las organizaciones civiles representativas de las víctimas y sus familias están: Asociación Comité de Familiares de Víctimas de Violaciones a los Derechos Humanos, Marianella García Villas -CODEFAM-; Comité de Madres y Familiares Cristianos de Presos, Desaparecidos y Asesinados -COMAFAC-; Comité de Madres y Familiares de Detenidos, Desaparecidos y Asesinados Políticos de El Salvador “Monseñor Óscar Arnulfo Romero -COMADRES-; Tutela Legal “Dra. María Julia Hernández” -TLMJH-; Asociación Centro para la Promoción de los Derechos Humanos “Madeleine Lagadec” -CPDH-; Comisión de Derechos Humanos de El Salvador -CDHES-; Asociación Pro Búsqueda de Niñas y Niños Desaparecidos durante el Conflicto Armado -ProBÚSQUEDA- y el Comité para el Rescate de la Memoria Histórica de La Paz “Padre Cossme Spessotto” -COREMHIPAZ-.

De esta manera, el Gobierno de El Salvador, con la unión de diferentes instituciones abre el camino hacia la reparación de las víctimas y sus familias, a través de distintas acciones que buscan reconocer la dignidad de las víctimas, resarcir los daños provocados por las violaciones a los derechos humanos durante el conflicto armado, contribuyendo a la cohesión social, la reconciliación nacional y la consolidación de la paz, con respeto y reparación para las víctimas.

Ver video

Ver video