Muy buenos tardes. Esta mañana nos convoca la firma del Convenio de Cooperación Interinstitucional entre ISDEMU y la Corte de Cuentas de la Republica, lo cual marca un paso adelante en la consecución de la Igualdad Sustantiva para los derechos de las mujeres salvadoreñas.

En esta ocasión quiero recalcar la importancia de la obligación que tenemos todas las instituciones del Estado, tanto de los Órganos Ejecutivo, Legislativo y Judicial, como del Ministerio Público, de garantizar el principio de igualdad sustantiva a que hace referencia la Constitución de la Republica, cuando reconoce a la persona humana como el origen y el fin de la actividad del Estado, estableciendo que todas las personas somos iguales ante la ley, sin discriminaciones o restricciones de nacionalidad, raza, sexo o religión.

Para desarrollar tal precepto constitucional, la Ley de Igualdad, Equidad y Erradicación de la Discriminación contra las Mujeres busca garantizar que las mujeres gocen de una ciudadanía plena, libre de discriminaciones, ordenando a las instituciones del Estado integrar los Principios de Igualdad y no discriminación en todas las políticas, normativas, procedimientos y acciones.

Por su parte, la Ley Especial Integral para una Vida Libre de Violencia para las Mujeres establece que la Corte de Cuentas de la Republica tiene la competencia de fiscalizar la correcta utilización de los fondos asignados para la ejecución de la Ley.

Todo lo anterior, está en concordancia en relación con los compromisos internacionales adoptados por el Estado Salvadoreño en materia de Derechos Humanos de las Mujeres.

Si bien los avances legislativos son fundamentales para la garantía de los derechos de las mujeres, es indiscutible que poco lograremos si no trabajamos seria y decididamente para lograr las transformaciones sociales, culturales y estructurales que son necesarias para que la igualdad sustantiva no sea sólo una aspiración plasmada en textos legales, sino una realidad en la vida del 53 por ciento de la población salvadoreña, que es la que está constituida por mujeres.

Pero esas transformaciones requieren también que las instituciones estatales cuenten con herramientas y mecanismos adecuados y oportunos. Se deben desarrollar en los planes de trabajo, asumiendo metas, definiendo estrategias y asignando recursos concretos, según lo establecido por ley y en coordinación con la institución rectora.

Es por ello que este acto reviste una importancia especial, ya que por medio de este convenio lograremos establecer los lazos de cooperación interinstitucional entre el ISDEMU y la Corte de Cuentas de la Republica, a fin de continuar con el desarrollo y fortalecimiento de iniciativas orientadas a implementar e institucionalizar el principio de igualdad y no discriminación y el acceso de las mujeres a una vida libre de violencia.

Con la firma de este Convenio estamos asegurando trabajar conjuntamente para la aplicación del enfoque de género y los mandatos de la normativa vigente en las funciones de auditoria de la Corte de Cuentas de la Republica, paso fundamental para la Igualdad Sustantiva entre mujeres y hombres.

Para finalizar, quiero expresarles que me siento muy complacida por este paso, que forma parte de la ruta que nos llevara a esa Igualdad Sustantiva que tanto anhelamos.

De igual forma manifiesto mi reconocimiento al compromiso con ésta administración de la CCR asume mediante el lanzamiento de la Unidad de Género, la cual nace con recurso humano y herramientas para la igualdad que le posibilitan actuar con un mejor horizonte.

Como ISDEMU reiteramos nuestro compromiso de continuar apoyando desde la labor rectora estos procesos y les deseamos los mayores éxitos, seguras como estamos que dichos éxitos constituirán avances importantes en beneficio de las mujeres de El Salvador.

Muchas gracias.