Buenos días amigas y amigos que nos acompañan en esta importante actividad.

Es un placer estar con ustedes con motivo de la inauguración de esta exposición fotográfica denominada “Mujeres protagonistas haciendo historia”.

Es gratificante dirigirme a ustedes queridas mujeres, quienes a través del día a día generan historias, esas historias que la cultura machista busca ignorar, esconder, invisibilizar.

Y al igual que ustedes, hay cientos de miles de mujeres que en nuestro país han ido trascendiendo esos esquemas, generando así nuestra propia historia, la historia de nuestras familias, de nuestro país, muchas de ellas escritas con esfuerzo, sacrificio, valentía y coraje.

Las mujeres somos protagonistas de cambios, pioneras en todos los ámbitos, en el político, económico y social, y por ello hemos dejado huella.

Como parte de compromiso del ISDEMU de fortalecer el desarrollo y autonomía de las mujeres en los ámbitos públicos  y privados para contribuir a la igualdad sustantiva, hemos considerado de gran importancia emprender esfuerzos por visibilizar los avances y logros las mujeres salvadoreñas a nivel territorial.

Es por ello que este día el ISDEMU desea reconocer a aquellas mujeres que nos permitieron contar sus historias y así recuperar la memoria histórica y visibilizar la participación de cada una de ellas en todos los procesos de desarrollo del país.

En esta oportunidad reconoceremos a tres mujeres migueleñas, sin embargo, sabemos que son muchas, que todas construimos historia, que todas merecen nuestro reconocimiento, el de la sociedad y sus comunidades.

La importancia de este reconocimiento, es que son mujeres propuestas por las mismas mujeres, es decir, estamos aprendiendo a reconocer los valores y aportes de otras mujeres.

Este reconocimiento ha sido facilitado gracias a la metodología utilizada en esta investigación, que fue muy participativa y gracias a ello ahora conocemos sus historias.

Este proceso investigativo se realizó en el marco del proyecto de Comunidades Solidarias Urbanas (FOCAP) que busca fortalecer este programa con acciones específicas del componente de prevención de la violencia contra las mujeres. Promover la igualdad y el reconocimiento de las mujeres, también es importante para la prevención.

Esta iniciativa la hemos ejecutado  en los municipios de San Miguel, Acajutla y Panchimalco, para visibilizar los procesos históricos locales, favoreciendo y haciendo visible el trabajo de las mujeres en los diversos espacios: políticos, culturales, económicos, sociales.

El analizar la historia de vida de las mujeres desde la perspectiva de género, es una forma diferente de ver y pensar los procesos sociales, las necesidades y las demandas, los objetivos y beneficios del desarrollo, y también es para facilitar nuevas formas de relaciones entre mujeres y hombres, con el reconocimiento de que ambos formamos parte de la humanidad.

Muchos de los avances legislativos, han sido producto de iniciativas de mujeres de diferentes sectores, como la igualdad jurídica, el reconocimiento de los derechos humanos de las mujeres, el día nacional para una educación no sexista,  la igualdad entre mujeres y hombres, la no violencia para las mujeres. Todo esto se ha logrado, porque muchas mujeres a través de la historia han transgredido los patrones culturales establecidos por la sociedad.

Una de estas transgresoras, fue PRUDENCIA AYALA, escritora, activista social y política, que se destacó en las primeras décadas del Siglo XX por publicar artículos de opinión en los diarios de occidente, donde manifestaba los derechos de las mujeres, su posición política como antiimperialista y en favor de la unión centroamericana, también expresó su punto de vista ante hechos internacionales y además escribía poemas y se postuló como candidata para la presidencia del país en 1930, hecho inadmisible en la sociedad patriarcal de esa época y en un momento histórico donde las mujeres no teníamos derecho a votar, ni a la participación ciudadana, a la vivienda, al trabajo remunerado, o a elegir a sus gobernantes.

Esta fue una acción de suma importancia porque después de eso, se desencadenaron otras acciones de movimientos de mujeres, hasta lograr en 1950 el derecho al voto sin restricciones.

Con base en esta historia y de estimular el trabajo que día a día hacemos las mujeres, hemos solicitado a la Asamblea Legislativa la designación del 28 de abril, como “DÍA NACIONAL DE LA MUJER DEFENSORA DE LOS DERECHOS HUMANOS”

¿Por qué esta fecha? Pues porque el 28 de abril de 1885 nació Prudencia Ayala, esa gran mujer que dejó un legado histórico por los derechos de las mujeres y la igualdad de género en nuestro país, de quien debemos tomar ejemplo y dignificar su historia.

Es por ello que como parte del reconocimiento a estas mujeres migueleñas, se les hará la entrega de la medalla “PRUDENCIA AYALA”,  por su valioso aporte a la sociedad.

Estos reconocimientos que hoy reciben nuestras amigas deben entenderse que simbolizan el reconocimiento a otras miles de heroínas salvadoreñas, y debe estimularnos a seguir construyendo una historia de justicia, igualdad y paz.

Muchas gracias.